Connect with us

Arte

Antropología, feminismo y descolonialidad. Charla con Rita Segato

Published

on

* Martes 18 de mayo a las 12:00 horas (Ciudad de México)

* A través de Facebook Live, canal de Youtube del Museo Universitario del Chopo

* Youtube de Cultura en Directo UNAM

CIUDAD DE MÉXICO, 14 de mayo de 2021.- El ciclo de conversaciones Arte, política y contracultura. El mundo hoy, concluye con la participación de Rita Segato (Argentina) y Francisco Carballo (Reino Unido).  

Rita Segato, antropóloga y teórica feminista, comenta con Francisco Carballo algunos aspectos de la antropología. Considera que la entrevista es una herramienta fundamental para establecer un acercamiento con las personas, es también un camino hacia la búsqueda de la verdad en toda investigación, pese a que en la actualidad ha perdido relevancia. “En mi formación académica no es posible crear un proyecto previo sobre un tema, éste no surge del antropólogo, sino en el campo, entendido como un espacio de investigación, donde las personas de esa comunidad dan la pauta para saber cuáles son las preguntas por realizar”, comenta. El objetivo es desenterrar la teoría nativa de las personas que se encuentra en su visión del mundo, puntualiza.

Por su parte, Francisco Carballo opina que los antropólogos están llenos de teorías y van al campo a probar sus ideas que discuten en los seminarios universitarios. Mientras que Rita Segato ha realizado un trabajo empírico con el que ha llegado a conclusiones similares a las de feministas que están centradas en la reflexión filosófica.

La antropología entró en una etapa de inseguridad sistémica como disciplina, explica Segato, sucedió cuando las personas comprendieron que no necesitaban un intermediario para ser escuchadas y empezaron a comunicarse por sí mismas. De esta manera, quedó en un terreno infirme donde las comunidades recibían con recelo o cierto resentimiento a los antropólogos, esa inseguridad y desconfianza la llevó a fundamentalizarse y a evitar el diálogo con otras disciplinas.

La noción de cultura que la antropología estableció estuvo mal planteada, se ha trabajado para desencializarla y evitar que se entienda como un repertorio de costumbres o un patrimonio fijo. Un ejemplo es la lucha para que la mujer tenga mayor participación social o política, un sector de hombres responderá que su cultura siempre ha mantenido un orden y no tendría por qué cambiar, lo cual es una invención.

Por otro lado, se refiere a las sociedades transicionales en América Latina, donde prevalece la violencia y discriminación contra las minorías. Esta situación tiene origen en la colonización en América Latina, lo que ocasionó una repercusión directa en la masculinidad y el poder al interior de las comunidades indígenas. El sujeto fue racializado desde la perspectiva colonial justificándolo como una cuestión orgánica, una invención que plantea la naturalización de una posición dominada que se fija en la estructura mental y se vuelve inamovible, de ahí que el cambio y sea un proceso difícil. La masculinidad del vencido pasa a ser capturada por la perspectiva del vencedor, se deja atrapar como hombre y en la necesidad de afirmar su posición de prestigio masculino se reafirma en el lenguaje del conquistador que es de violencia y dominio, entonces se convierte en opresor en el ámbito familiar o laboral. Algo similar ocurre con el género que tenía esa transitividad y movilidad en las sociedades indígenas, pero el proceso de criollización lo fundamentalizó y lo transformó en biológico.

De ahí surge la pedagogía de la crueldad transmitida por el poder, es la lógica patriarcal que se opone a lo diverso en nombre de lo único, al ser humano lo reduce a mercancía, lo cosifica, es también la lógica de la modernidad. No se manifiesta a través de la violencia explícita, sino mediante la falta de empatía con el otro, algo similar a lo que ocurre en la actualidad con la pandemia donde algunos individuos no creen en la muerte y tampoco en la vida, hay una pulsión de multitud que los arroja a participar en eventos masivos clandestinos sin medir consecuencias. También se expresa en la prostitución, la pedofilia, la minería, la destrucción de la naturaleza, etc.

Para Rita Segato el camino para detener esta situación es desmontar el orden patriarcal. La guerra, expropiación y cosificación son los ejes fundamentales de la formación del mandato de masculinidad. Sin embargo, la intención no es conservar el mismo orden con mujeres en el mando, no se trata de repetir las metas del patriarcado, se debe superar ese esquema, pero las preguntas son: ¿Cómo imaginar otros objetivos? ¿Cómo imaginar otro mundo? ¿Cómo proponer sin transformarnos en una de las vanguardias capturadoras de las voluntades, verticalistas y autoritarias? ¿Cómo evitar transformarnos en eso que nos llevó al fracaso durante la historia? La respuesta no está en los movimientos sociales con sus vanguardias, sino en la sociedad. El cambio está en la micropolítica, en lo molecular, en las maneras de ser con el otro y encontrando otras formas de felicidad y placer en la convivencia, explica.

En este sentido, las mujeres tienen un conocimiento acumulado a través de la historia, en la antigüedad el espacio doméstico tenía un orden comunal donde la mujer gestionaban la vida de una manera diferente, resolvían conflictos internos mediante la conversación y garantizaban la vida en situaciones de extrema carencia. Lo ideal es recuperar ese camino perdido para que surjan otras formas de politicidad femenina.

Por otro lado, las contraculturas como forma de resistencia para encontrar nuevas formas de convivencia ya no son válidas, la palabra le ha dado un nombre a la insurgencia, pero esa corriente está dentro del sistema y en por ende puede transformarse en una corriente fundamentalista.

Facebook Comments

Arte

“Si nos vamos a ir juntos que sea a la chingada” arriba al Teatro Sergio Magaña

Published

on

By

* Hasta el próximo 04 de julio, la propuesta, que toma como pretexto el personaje de Frida Kahlo para hablar de cuestiones políticas y de género, se presentará en el recinto de la Secretaría de Cultura de la Ciudad de México.

CIUDAD DE MÉXICO, 18 de junio de 2021.- Como parte del ciclo Entre Lenchas, Vestidas y Muscolocas 2021, el Teatro Sergio Magaña de la Secretaría de Cultura capitalina se encuentra presentando Si nos vamos ir juntos que sea a la chingada, un espectáculo de cabaret performativo que toma como pretexto el personaje de Frida Kahlo, para hablar de cuestiones políticas y de género que la misma pintora se plantearía en este momento; la producción juega con la provocación y lo aleatorio del juicio.

El espectáculo se estrenó en la Sala Novo del Teatro La Capilla en el año 2018 y lleva siete temporadas en la Ciudad de México y una gira por Europa, en la cual abrieron el Coloquio Internacional de Teatro en Biarritz, Francia, en noviembre de 2019.

Escrita y dirigida por Guillermo Navarro Fernández, la propuesta Si nos vamos a ir juntos que sea a la chingada se presenta a partir del día de ayer y hasta el próximo 04 de julio en el Teatro Sergio Magaña. En el montaje se habla con la libertad que permite el cabaret sobre política, bisexualidad, transexualidad y homosexualidad, a través de este personaje llevado a lo contemporáneo para colocarlo como sujeto emocional con esta dualidad de un hombre macho, mexicano y una  mujer obsesionada.

El elenco de la puesta se integra por Yazmin Jáuregui (Frida), Alejandro Cantú (Muerte) y Enrique Díaz (Cristo Sádico y bolchevique). Asimismo, el equipo creativo está integrado por Leticia Olvera, quien lleva la propuesta del espacio escénico y la iluminación; Homero Guerrero en el diseño sonoro, Guillermo Navarro en el diseño de vestuario y la propia Yazmin Jáuregui en la producción ejecutiva.

Surgido en el año 2017, el ciclo Entre lenchas, vestidas y musculocas (único en su tipo en la República Mexicana) visualiza, desde las artes escénicas, el amplio abanico de propuestas que hablan sobre identidad, respeto, tolerancia y aceptación para dar cabida a todas las voces y así abrir las puertas al orgullo y la inclusión.

Si nos vamos a ir juntos que sea a la chingada se presentará hasta el próximo 04 de julio, jueves, viernes y sábados a las 19:00 horas y domingos a las 18:00 horas en el Teatro Sergio Magaña, el cual se encuentra ubicado en calle Sor Juana Inés de la Cruz No. 114, colonia Santa María La Ribera, cerca del Metro San Cosme.

El aforo del recinto es del 40 por ciento y tanto el personal como el elenco, así como los asistentes están obligados a atender las medidas sanitarias para prevenir el contagio y la propagación de la Covid-19. La venta de boletos está disponible en la taquilla del recinto y en Ticketmaster. 

Facebook Comments

Continue Reading

Arte

Llega “Flores negras del destino nos apartan” al Teatro El Galeón Abraham Oceransky del CCB

Published

on

By

* Unipersonal basado en la novela Canción de Tumba de Julián Herbert

* Esta es una producción del INBAL y de la compañía El Mirador, dentro de la categoría de teatro para adultos, dirección joven

CIUDAD DE MÉXICO, 05 de junio de 2021.- Durante el mes de junio, el Centro Cultural del Bosque (CCB) presentará la obra Flores negras del destino nos apartan, un espectáculo unipersonal basado en la novela Canción de Tumba, de Julián Herbert, ganadora del premio Jaén. El proyecto es una producción del INBAL y de la compañía El Mirador, dentro de la categoría de teatro para adultos, dirección joven. La temporada dará inicio el 07 de junio y se presentará todos los días del mes, excepto los miércoles.

Flores negras del destino nos apartan narra la vida de Guadalupe, quien durante años se dedicó a la prostitución y hoy convalece en una cama de hospital, mientras su hijo hace un viaje a través de la memoria: un dibujo a mano alzada lleno de ternura, humor y una crueldad absoluta.

La puesta en escena reúne dos elementos, que primordialmente construyen un discurso estético: la cinematografía y la música. Se dice que cuando hablamos del otro o cuando recordamos, ya estamos creando una ficción. No se sabe qué parte es verdad y qué no, y para el caso, no importa. “La belleza es la verdadera vida”, dice Wilde. Es por eso que los recuerdos son contados a través de imágenes cinematográficas y la memoria emotiva de los personajes es acompañada por boleros cubanos.

El personaje de la madre es interpretado por Lorena Glinz, quien se hace presente sólo a través de las imágenes proyectadas y de la música. El hijo, interpretado por José Juan Sánchez, es el encargado de unir los recursos escénicos dándole sentido a la propuesta estética concebida por la directora, Belén Aguilar.

Este proyecto además de ser un ejercicio autobiográfico de Julián Herbert, Belén Aguilar y José Juan Sánchez, es un espejo de la relación entre México y sus habitantes. Es una reflexión y un recuento de la historia, de cómo nos hemos conducido en nuestro papel de hijos de México. Una hipótesis de nuestro gusto por el melodrama y nuestra afición por la violencia. Una historia de lágrimas, sangre, amor y boleros.

Flores negras del destino nos apartan es una producción del INBAL y la compañía El Mirador que se presenta todos los días (excepto miércoles) del 07 al 30 de junio. Lunes, martes, jueves y viernes a las 20:00 horas, sábados a las 19:00 horas y domingos a las 18:00 horas en el Teatro El Galeón Abraham Oceransky del Centro Cultural del Bosque.  

Facebook Comments

Continue Reading

Arte

Llega “Novo, un clóset de cristal cortado”, ahora en el Teatro Benito Juárez

Published

on

By

* Gerardo González brinda una gran actuación

* Se presentará tan sólo por dos semanas, del 17 al 27 de junio

CIUDAD DE MÉXICO, 04 de junio de 2021.- Novo, un clóset de cristal cortado se presentará en el Teatro Benito Juárez en el marco del  ciclo “Entre lenchas, vestidas y musculocas”, que organiza por cuarta ocasión el Sistema de Teatros de la Ciudad de México (STCM) para celebrar el mes del orgullo gay.

Con este montaje, Gerardo González está celebrando más de 40 años de carrera artística donde lo mismo lo hemos visto en teatro que en cine y televisión. Ahora, Gerardo es el encargado de contarnos esta entrañable historia, bajo la dirección de Guillermo Navarro.

En Novo, un clóset de cristal cortado, escrita por Alejandro Román, se nos muestra cómo Salvador Novo evoca sus últimos recuerdos  desde su lecho de muerte en el Hospital General en la Ciudad de México, hasta donde lo persiguen los fantasmas  de su infancia en Torreón Coahuila, sus  andanzas y excesos  en  la furiosa Ciudad de México de los años 20, su relación con Villaurrutia, las historias del gueto gay del Centro Histórico, su  tórrido encuentro con García Lorca en Buenos Aires, mismo que marcó su vida y obra, las rivalidades con sus contemporáneos, además de su relación con la política y el movimiento del 68 que, de algún modo, marcara su debacle.

Hay tantos dichos y escritos sobre Novo que es difícil reconstruirlo cabalmente sin estrellarse con la esfinge de sal que él mismo erigiera para sí.  En esta obra nos encontramos ante un Novo atemporal, trazando las líneas que buscan crear el retrato justo del hombre polémico, un pretendido Oscar Wilde mexicano de excéntrico dandismo, siempre con un estilete en la lengua, cuya poesía y sagaz ironía iban construyendo su leyenda. Cada escena es un boceto de íntimas y reveladoras estampas poco conocidas que habitan en las múltiples y fascinantes facetas de su vida.

Novo, un clóset de cristal cortado se presentará se presentará del 17 al 27 de junio, en el Teatro Benito Juárez, ubicado en la Calzada Manuel Villalongín No. 15, colonia Cuauhtémoc, los días jueves, viernes y sábado a las 19:00 horas y el domingo en horario de las 18:00 horas.

Facebook Comments

Continue Reading

Trending