Connect with us

Arte y Cultura

Till Lindemann, vacaciona en Cancún

Published

on

Till Lindemann, vocalista de Rammstein, se hizo viral nuevamente entre la comunidad metalera de México; esto luego de que fuera captado mientras caminaba al interior de un hotel en Cancún, Quintana Roo, donde se encontraba vacacionando.

En un video que circula en Twitter se puede ver que una persona camina por las inmediaciones de un hermoso hotel mostrando las áreas comunes vacías. En determinado momento, el dueño de este video enfoca hacia el frente y se puede ver a Till Lindemann caminando con ropa negra y sandalias cafés.

 

Facebook Comments

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Arte

La descolonización de los museos y las condiciones de las comunidades afrodescendientes “queer” en el ciclo “Arte, política y contracultura”

Published

on

By

* Martes 04 y jueves 06 de mayo a las 12:00 horas (Ciudad de México)

* A través de Facebook Live, canal de Youtube del museo, y Youtube de Cultura en Directo UNAM

CIUDAD DE MÉXICO, 03 de mayo de 2021.- Esta semana las conversaciones de Arte, política y contracultura. El mundo hoy, abordan diversos temas como la descolonización de los museos, las condiciones de las comunidades afrodescendientes queer y el inevitable cambio de época.

El cambio de época y la descolonización de los museos

Walter Mignolo (Argentina) y Francisco Carballo (Reino Unido)

04 de mayo a las 12:00 horas

La oscuridad como refugio de sanación

Iki Yos Piña Narváez (Venezuela) y Cristóbal Adam (Venezuela)

06 de mayo a las 12:00 horas

El cambio de época y la descolonización de los museos

Walter Mignolo, académico y director del Centro de Estudios Globales y Humanidades en la Duke University, conversa con Francisco Carballo, co-director del Centro de Estudios Poscoloniales de la Universidad de Goldsmith en Londres y uno de los curadores del ciclo Arte, política y contracultura. El mundo hoy, sobre el cambio de época actual, como sinónimo de un proyecto inacabado de la modernidad. En este sentido, las acciones decoloniales cumplen un doble papel: dan cuenta de cómo se construyó la occidentalización del mundo, y a la vez, muestran los múltiples procesos de descolonización que se están fraguando en todos los continentes. Antes de este cambio de época, predominó la modernidad, el progreso y el desarrollo representado por Occidente que controló el patrón colonial de poder.

En México, un ejemplo de la descolonización fueron los planteamientos del movimiento zapatista ocurrido en 1994, su objetivo fue desengancharse del Estado y restituir los saberes e historia de los pueblos indígenas. De esta manera, surgieron nuevas formas de sentir y pensar que se han extendido a otros ámbitos como el feminismo. En diversos lugares del mundo las personas se han reorganizado para construir algo más que una resistencia, buscan una reexistencia, comenta Walter Mignolo.

Estados Unidos, explica Carballo, es un lugar interesante para la descolonización, las comunidades afrodescendientes, latinas e indígenas norteamericanos se están reorganizando. Sin embargo, es necesario que, más allá de las protestas, se abra un debate para modificar la constitución en temas específicos, de lo contrario no se realizarán cambios de fondo.

Por otro lado, es importante hablar sobre el museo como una institución que sostiene el orden occidental. En este sentido, Mignolo apunta que el patrón colonial de poder está cimentado en tres instituciones fundamentales: la universidad, la iglesia católica y el museo, las cuales se han encargado históricamente a controlar el conocimiento y la subjetividad.

La universidad como una entidad educativa se trasplantó en América para controlar la educación; la iglesia, por su parte, cuenta un gran poder político-territorial; y el surgimiento del museo, cuya creación fue más tardía, surgió en principio como un lugar de resguardo de curiosidades. La fundación de los grandes museos europeos como el Museo del Louvre, Museo Británico y Museo Etnográfico de Berlín coincide con la gran expansión colonial. Esta entidad se encarga de ordenar, clasificar y jerarquizar, además incorpora el componente de lo nacional.

Una alternativa a este panorama son los museos comunitarios que surgieron en Latinoamérica hace algunas décadas, son una herramienta para que la comunidad afirme su posición física y simbólica de su patrimonio a través de otras formas de organización. Un espacio donde los integrantes construyen un autoconocimiento colectivo propiciando reflexión crítica y creativa.

Los museos deben acercarse a este tipo de prácticas necesarias para restituir los conocimientos que han sido destituidos. Considera poco probable que el museo, la iglesia y la universidad sean instituciones que se puedan descolonizar, pero se puede hacer un trabajo decolonial en el sentido de crear otros términos para mantener una conversación encaminada a la transformación. La reconstrucción de lo comunal es fundamental y debe ir acompañado de una reflexión teórica sólida.

La oscuridad como refugio de sanación

La artista visual y performer afrocaribeñx, Iki Yos Piña se refiere a las condiciones actuales de las personas afrodescendientes travestis queer. En esta conversación con el investigador y artista visual venezolano Cristóbal Adam, Piá Narváez explica que el sistema ocular céntrico o plantación de la visualidad funciona dentro de la lógica colonial, y se encarga de clasificar las cosas a partir de observar, medir, ordenar y cuantificar. Las comunidades afro han evitado este sistema a través de la invisibilidad colectiva, realizada a través de acciones como el escape y la fuga, se trata de una manera estratégica de autoorganización y autopreservación ancestral que continúa vigente hoy día, y es muy útil para repensar el futuro desde el interior de las comunidades.

Una manera de estar a salvo de ese régimen visual colonial, puntualiza Yos Piña, es permanecer en lo no visible, en la oscuridad, en lo subterráneo, en la periferia y en la opacidad. Surge un juego perverso de visibilidad/invisibilidad donde la captura y el escape funcionan como fórmula de vida. Históricamente, las gramáticas coloniales del color y las pigmentocracias implican un rechazo a lo negro, un temor a la oscuridad, en contraste, hay un elogio a la luz, a lo blanco, que se relaciona con valores positivos. Son construcciones político-sociales que se extiende a la vida cotidiana en muchos sentidos.

Por otro lado, y como una forma de sobrevivir, se encuentra la fabulación crítica, un ejercicio de imaginación y creatividad que abre la posibilidad de generar sanación y autorreparación a través de la creación de escenarios posibles. Son estrategias y herramientas que utilizamos para traspasar los límites sociales impuestos y para recrear nuestros cuerpos desde otra sensibilidad y subjetividad, alejadas del dolor. La fabulación tiene muchas posibilidades, a través de ella preservamos nuestros cuerpos e inventamos otro futuro, puntualiza Iki Yos Piña.

Estas actividades, que están fuera de la lógica de la representación y la representatividad, se construyen en comunidad y están alejadas del esquema que dicta el Estado. Nuestra futuridad es escapar de eso, estos pequeños ejercicios de comunalidad buscan otra forma de justicia, amor, ética, imaginación y disfrute de la existencia. El voguing, que es parte de estas actividades, son encuentros afectivos donde se hace política a través del baile y el performance, concluye.

Facebook Comments

Continue Reading

Arte y Cultura

El tarot de Leonora Carrington

Published

on

By

El Tarot sería muy popular entre Leonora y su grupo de amigos; se dice que a ella le gustaba leer Tarot en su cocina. Cercana a Alejandro Jodorowsky (figura muy importante en el mundo del Tarot), algunos dicen que fue él quién la introdujo al tema, pero el mismo Jodorowsky señaló en una entrevista que de ella “aprendió la libertad poética, el sentido del Tarot y la magia”. El mismo ha comentado que Leonora “jugaba con el Tarot pero no conocía su esencia”, aunque sí Leonora le enseñaría su secreto sobre cómo ella veía las cartas. El secreto era que las cartas del Tarot actuaban como espejos.

En 1950, ella pintaría en su particular estilo un set de 22 cartas del Tarot. Este trabajo tarot-artístico se compone de los arcanos mayores pintados en cartulinas con témpera, con algunos toques de láminas de oro y plata. Las imágenes tienen un efecto hipnótico, dan la sensación de flotar dentro del cuadro. Si bien no hay muchos registros sobre los significados específicos que quiso plasmar en su Tarot, se cree que este trabajo está muy influenciado por una filosofía principal de vida que ella seguía, el budismo.

Para entender su lucidez, su potencia y fuerza, en una entrevista que desarrolló la periodista Elena Poniatowska le preguntó a Leonora “¿cuál es el hecho histórico que más admiras?”, a lo que Carrington le respondió “casi ninguno, pero si hay fechas históricas que admiro. Por ejemplo, la Caída del Patriarcado que ocurrirá en el siglo XXI.”

Tere Arcq, historiadora de arte, maestra en Museos y Gestión del arte, ex curadora del Museo de Arte Moderno de México, cuenta que descubrió el tarot de Leonora Carrington cuando curaba la exposición Cuentos mágicos, una retrospectiva con la que se conmemoró, en 2018, relata que ella y Aberth se han interesado en las prácticas ocultas de Leonora y de las mujeres surrealistas, por lo que ya tenían mucha investigación previa nutrida con indagación en bibliotecas, archivos y documentos a los que ella estuvo expuesta o había leído.

Las investigaciones para El Tarot de Leonora Carrington se comenzaron en el verano de 2018, cuando la exposición todavía estaba en el MAM. Además de la investigación de archivos, se entrevistó a varios amigos de Leonora, y Gabriel Weisz Carrington contribuyó mucho con los recuerdos sobre su madre y la introducción del libro, en la que comparte que “tenía una indagación permanente y el tarot es el recurso más importante en cartomancia”, por lo que en una de las estanterías en su habitación tenía Le tarot des imagiers du Moyen Age por el ocultista suizo Oswald Wirth.

“El nuevo interés por el surrealismo y el ocultismo comenzó antes de la pandemia. Ha habido muchas exposiciones sobre esos temas desde hace unos años, incluida una importante sobre el surrealismo que se inauguró en el otoño en el Metropolitan Museum y el Tate; esta etapa de contagio ha aumentado el interés en buscar nuevos modelos de realidad y diferentes enfoques espirituales”, asegura Arcq.

En tanto, Susan Alberth, quien en 2004 publicó el clásico Leonora Carrington: surrealismo, alquimia y arte, dice que la pandemia ha traído un resurgimiento del ocultismo, similar a la década de los 60 que, como nuestra época actual, fue históricamente de gran revuelta y cambio social.

El encierro ahora obligó a las personas a quedarse en casa, escuchar su interior y reevaluar lo que es importante para ellos. Las personas tienen tiempo para estudiar el tarot, se sienten inseguras sobre el futuro y desean consultar las cartas en busca de sabiduría y consejos que las orienten.

“Tere y yo hemos estudiado a Carrington durante décadas y, por tanto, aportamos a este proyecto incontables horas de investigación, estudio, escritura y pensamiento. Cuando las dos nos juntamos, nuestras palabras fluyen y nuestras mentes se funden, ¡como Remedios y Leonora! Porque hablamos el idioma Leonora podemos comunicar información muy rápidamente y con gran detalle y eso nos permite saltar a todo tipo de ideas y conclusiones que se juntan, es un proceso compartido muy emocionante que también es muy difícil, pero gratificante”, relata Aberth.

Facebook Comments

Continue Reading

Arte y Cultura

Gerardo Quiroz inauguró un espacio en teatro Centenario Coyoacán BeeWaffle, esto con la finalidad de activar la economía en México

Published

on

By

El gran actor y productor de teatro Gerardo Quiroz inauguró un espacio en teatro Centenario Coyoacán con el nombre de BeeWaffle, esto con la finalidad de activar la economía en México, así como también generar empleos, pues por la pandemia dejo a muchos sin recursos para seguir subsistiendo, mencionó Gerardo.

Aunque muchos empresarios se han visto afectados por la actual pandemia derivada del COVID-19, incluso cerrando sus puertas, el actor y empresario, Gerardo Quiroz, ha tomado un nuevo riesgo al emprender “BeeWafle”, un concepto innovador para la venta de wafles en el teatro centenario de Coyoacán, negocio que inicia en asociación con su cuñado, Gerardo Espriú.

Esta cafetería contará con todas las medidas sanitarias para seguir salvaguardando la salud de los clientes y empleados.

Para la gran inauguración del BeeWaffle lo acompañaron sus grandes amigos y talentos del medio artístico como lo son: Juan Carlos Casasola, Juan José Ulloa, Patricio Cabezut, Diana Golden, el comediante Tony Balardi, el Periodista y conductor Juan Barragán entre otros.

BeeWaffle se encuentra en teatro Centenario Coyoacán Ubicado en Avenida Centenario 159, Colonia Del Carmen, donde Gerardo ha presentado varios de sus proyectos. También mencionó que cuando él veía el antiguo cine Coyoacán abandonado ya que a unas cuadras viven sus padres, siempre pensaba en que ahí debía haber un teatro, y hoy sus sueños se cumplieron, haciendo referencia a que cuando alguien se empeña y creé, luchando, todo es posible.

Por otra parte, Gerardo Quiroz hizo un reconocimiento a la prensa asistente, pues valoró el apoyo y difusión que se le da a este proyecto agradeciendo el siempre apoyar su carrera y proyectos.

Visiten BeeWaffle, un concepto nuevo en teatro Centenario Coyoacán!

Facebook Comments

Continue Reading

Trending